Volver

Medio Ambiente

¿Cómo nace el día del reciclaje? y la realidad en Chile

¿Cómo nace el día del reciclaje? y la realidad en Chile
Volver

Medio Ambiente

¿Cómo nace el día del reciclaje? y la realidad en Chile

¿Cómo nace el día del reciclaje? y la realidad en Chile

Conoceremos sobre el Día del Reciclaje, por qué surge y la realidad chilena por la cual debemos tenerlo más presente que nunca.

Nuestro impacto en el planeta es visible y puede que nada lo refleje más que la basura, producimos 2 mil millones de toneladas de residuos sólidos, equivalentes a 1.600 millones de toneladas de CO₂ lo que requiere tomar medidas. La UNESCO lo hace presente en el Día Mundial del Reciclaje, celebrado el 17 de mayo y creado el 2018.

Plantean que los recursos sin los cuales no podemos sobrevivir son 6: agua, aire, aceite, gas natural, carbón y minerales, que nos dan energía y alimento, pero cuyo uso no se sostiene sin el séptimo recurso, el reciclaje, con el que se puede evitar emitir 700 millones de toneladas de CO₂ por año.

¿Cuál es la realidad del reciclaje en Chile?

Esta actividad en nuestro país es urgente, ya que somos el país de Sudamérica que más basura produce por persona 1,1 kilos al día. Nuestro país produjo 20 millones de toneladas solo en residuos el 2020, los que podemos dividir en no peligrosos, un 96,9% y peligrosos.

Entre los no peligrosos:

55,6% son residuos de origen industrial

39,9% son residuos sólidos municipales

1,4% lodo producido en el tratamiento de aguas servidas

De ellos, el 79% terminó en vertederos, mientras que únicamente el 21% se valorizó o recicló. 

Nuestras metas en torno al reciclaje

El lema de la UNESCO para este día representa muy bien las intenciones de Chile: “Los héroes del reciclaje” y es que esta situación representa una oportunidad en muchos aspectos. En la Hoja de Ruta para un Chile Circular el 2040 se nos plantea que podemos ser observadores o protagonistas al decidir si reducir, reutilizar y reciclar.

El 96% de nuestros residuos domiciliarios terminan en rellenos sanitarios, para el 2040 esta cifra debe llegar a un 10%, ¿cómo?, no es tan sencillo, se requieren medidas nación como la ley de fomento al reciclaje, fondos municipales, etc.

Las tres erres fundamentales: reducir, reutilizar y reciclar. 

  • La primera R significa empezar desde disminuir el consumo de elementos contaminantes, como sería preferir envases que no sean de plástico, evitar los de un solo uso y no comprar más de lo necesario.
  • La segunda R significa darle un nuevo uso a las cosas, como puede ser, por ejemplo, las casas que se hacen a partir de containers y los muebles realizados con pallets, su versatilidad permite que se transformen en mesas, estructuras para camas, sillones, etc.
  • La tercera R trata de qué hacemos con los residuos, que se transformarán en materia prima para nuevos productos, pero solo si nos educamos y lo hacemos bien, hay que informarse de que las botellas plásticas deben estar sin etiqueta ni tapa, entre otros.

¿Cómo aprovechar los residuos?

Como dice el dicho, “la basura de uno es el tesoro de otro”, hay varias instancias en que personas y empresas pueden darle una nueva vida a sus desechos y colaborar con el reciclaje en Chile. Un ejemplo de esto es el funcionamiento de DERCO. Por una parte, y en cumplimiento de la ley REP, se responsabilizará de sus neumáticos fuera de uso o NFU. 

Ya han reemplazado sus luminarias con luces LED y se hacen cargo de su huella hídrica. Los productos que importan requieren lavarse antes de ser vendidos y esa agua potable se reutiliza a través de su recirculación, entre futuros proyectos en estudio.

Comencemos desde casa

Nada nos impide partir en el hogar con acciones como:

  • Instalar contenedores de reciclaje para separar o clasificar los desechos
  • Recolectarlos y llevarlos a Puntos Limpios de nuestra comuna
  • Reutilizar nuestros envases de plástico o vidrios para almacenar cosas 
  • Transformar lo orgánico en fertilizante, por medio de composteras
  • Darle una segunda vida a nuestra ropa al regalarla o donarla para que se haga materia prima
  • Reemplazar el plástico en la cocina con paños ecológicos de cera de abeja
  • Comprar alimentos a granel o productos de limpieza en envases recargables

Sin la voluntad de hacer las cosas bien, la basura seguirá en el vertedero, nosotros debemos ser el agente de cambio que realmente sea el héroe del reciclaje todos los días, ¿por qué no pedir instalar contenedores de reciclaje en la oficina?, podemos partir difundiendo esta información.